domingo, 1 de marzo de 2009

GANO EL SENTIDO COMUN...

Y digo esto porque sigo sin comprender porque la gente sigue votando al PSOE. Despilfarros al más puro estilo cacique, sillas de miles de euros que ahora servirán para sentar a la oposición, cochazos que llevarán a Feijoo bien cobijadito... y todo gracias a un tonto llamado Touriño que cuando ha visto que hay caja se ha dedicado a gastárselo todo... lo que le ha costado el puesto y el gobierno.

Fuera ya! los rojetes de postín, socialistas de medio pelo que con tal de gobernar se casaron con los pro etarras del bloque... ahora, todos a la calle, a mamarla a Parla de donde vinieron.

En Vascongadas también hay cambios, un carismático Pachi López que da mil vueltas al apagado y sosete Basagoiti y con una Rosa (la de UPD) como pieza clave en la salido del lindakari Ibarreche.

Lo positivo: Que gana España y la unidad
Lo negativo: Que no se presente una fuerza política que defienda los valores tradicionales de España, que toda la derecha no se unifique en una única fuerza política tipo AES.


Mañana más...

4 comentarios:

Thorshavn dijo...

Galicia despertó de su pesadilla, sí, pero el PSOE apenas pierde votos. Ha sido la fuga de votos del radicalizado BNG la que le ha dado al PP la mayoría absoluta. Y es que los imbéciles siguen erre que erre con su apoyo al nacionalsocialismo zapateril.

J.R.A.T dijo...

si,si, ycomo un cobarde se retira,eso si,con los bolsillos llenos ,menudo gamberro ,le seguira el quintana ,vaya tio,ahora ¿le volvera a llamar su amigota ,para pasear en el barquito?jejejjej

J.R.A.T dijo...

Por cierto ,el cochecito ,ya esta a la venta ,seguro que algun otro socialista ,le dara salida.

Txiripitiflautiko dijo...

No nos engañemos. Los políticos profesionales no tienen la disposición ni la ética para acabar con los males de fondo como el separatismo. Sólo miran aquello que les pueda garantizar dinero o poder. No hay que olvidar que en Galicia fue el bamboleante y senil Fraga el que montó todo el número de la demagogia lingúística. Estoy de acuerdo contigo en que hace falta una fuerza dispuesta a cambiar este régimen desde sus cimientos. Si no existiera el Frente Nacional, habría que inventarlo.