domingo, 9 de marzo de 2008

Patxi López, el sinverguenza que se reunió con Otegui, prepara una encerrona a Rajoy en la capilla ardiente del recién asesinado...


Fuente: PD- Ha sido primera vez que se impide a un líder de la oposición dar el pésame a la familia de una persona asesinada por ETA. Estaba todo planeado. En un primer momento se comunicó a Rajoy que la propia familia prefería que no fuera a la capilla ardiente. Después, Patxi López comunicó al líder popular que podía ir. Una vez allí, el jefe de los socialistas vascos comenzó a increparle en voz alta. Rajoy apretó los labios y abandonó la capilla ardiente. Al instante, el equipo de prensa de López repartió un comunicado con entrecomillados textuales. La encerrona está preparada.

La secuencia de los hechos es reveladora. El líder del PP, que se había desplazado a toda prisa hacia Mondragón tras cancelar todos sus actos de campaña, espera en el exterior a que se monte la capilla ardiente.

Están con él Carmelo Barrio, María San Gil y otros miembros del PP. En ese momento, la concejala popular en Mondragón, Iciar Lamarain, que unos minutos antes se ha mostrado "horrorizada" tras confirmar que ANV se niega a condenar el asesinato de Isaías Carrasco, se acerca y comunica que le están diciendo que la familia "no quiere" que entren los del PP. Inmediatamente, se ponen en contacto con el socialista Rodolfo Ares, quien confirma con medias palabras esa idea.

A través de Carmelo Barrio y usando como emisaria a la concejal, Rajoy pide que se haga llegar una nota a la familia del asesinado.
El propio Patxi López contesta a la nota y dice que pasen, "sin problemas".
Para evitar tensiones, Rajoy opta por entrar, acompañado únicamente por María San Gil.
Es justo en ese instante, al aproximarse al ataud abierto, cuando Patxi López, en voz alta, les increpa. Dirigiéndose más a María San Gil que a Rajoy.
La escena que se vive durante unos segundos en el salón de plenos del ayuntamiento, es fácil de imaginar.

Al parecer, Patxi López dice a Rajoy que "le acepta la mano" pero que no "va a tolerar más que digan que están traicionando la memoria de los muertos":

María San Gil replica "eso no es así, eso no es así".
María San Gil repite dos veces: "¡Qué injusticia, Patxi!"
Para no enturbiar más las cosas, Rajoy opta por retirarse de la sala. Desde el PP se insiste en que fue sólo López quien actuó de esa manera y que el comportamiento de otros dirigentes del PSOE resultó impecable.

Lo asombroso, lo que hace sospechoso el incidente y permite suponer que no fue espontáneo, es que apenas concluido, hace aparición Carlos Hernández, jefe de comunicación del PSOE en la calle Ferraz y comienza a distribuir entre los periodistas un comunicado con "frases textuales"

3 comentarios:

Martha Colmenares dijo...

Mucho ánimo. Que logren alcanzar por lo que tanto han luchado en estos 4 años de desgobierno. Desde Venezuela, estamos con ustedes, un abrazo, Martha

INASEQUIBLE AL DESALIENTO dijo...

A este hijo de la grandísima puta le tenían que haber partido la cara nada más verlo aparecer por allí.

Quico dijo...

Gracias Martha! eres grande y desde esta gran nacion llamada hasta ahora y mientras viva, España te lo agradecemos. Tienes Razón Inasequible. Por cierto sabéis porque Zporky me ha baneado... no me deja entrar en su página... por favor decidle algo.